DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

sábado, 12 de septiembre de 2020

SSS-Capitulo 11


SSS-Capitulo 11

Editado por KNAK14


Frente al Horno de píldoras

Qin Yuyan tomó la receta de la píldora escrita por Chu Xingyun, sus cejas estaban arrugadas y no empezó a refinar.

“La proporción de los tres tipos de materiales espirituales es muy extraña. Es completamente diferente al registrado en los libros de alquimia. Además, nunca había oído hablar de este método de refinamiento". Qin Yuyan susurró, cuanto más miraba de cerca, menos confiada se sentía.

Qin Yuyan se había convertido en una alquimista de segundo nivel en tres años, lo que sin duda reflejaba su increíble talento.

A su juicio, esta receta de píldoras frente a ella era simplemente algo para crear problemas. Si seguíamos el método de la receta, era imposible perfeccionar el Dan de fortalecimiento corporal.

“Parece que el Maestro tiene razón. No pude convertirme en un maestro de alquimia de tercer nivel, porque era demasiado impetuoso, un niño que dijo algunas palabras al azar, nos causó mucho caos".

Qin Yuyan suspiró levemente, se volvió y solo dio un paso, cuando su cuerpo se detuvo nuevamente.

De alguna manera, en su mente, los ojos oscuros de Chu Xingyun aparecieron de repente, sin rastro de impurezas.

“Olvídalo, intentémoslo, de todos modos, no costará mucho tiempo”. Qin Yuyan encendió su Horno de píldoras, el poder espiritual se elevó, convirtiéndose en una llama caliente, calentando toda la habitación de alquimia.

Al mismo tiempo, fuera de la habitación de alquimia.

Chu Xingyun ya había preparado los materiales espirituales, encendiendo la llama, ​​el Horno de píldoras de seis patas comenzó a expirar humo ascendente, un indicio de poder espiritual, que comienza a extenderse.

Manipulando la fuerza de la llama, los ojos de Chu Xingyun fueron rápidos mientras arrojaba materiales espirituales sobre él. El peso de cada tipo de material espiritual se controló con extrema precisión, y parece que ha pasado miles de pruebas.

“Lo más importante de la alquimia es hacerlo todo de una vez. Todo el proceso de la alquimia requiere no solo energía sino también un gran poder espiritual. Este niño que su cultivo esta solo en el tercer nivel del cuerpo templado, se atreve a refinar porque no conoce la inmensidad del cielo y la tierra". Qin Shan se paró fuera de la puerta viendo el movimiento de Chu Xingyun, sacudió la cabeza una y otra vez.

Era el propietario de la Casa de los Cien Tesoros, era alguien con mucha experiencia y un profundo conocimiento del camino de la alquimia.

En su opinión, la base de cultivo, la fuerza y ​​los métodos de alquimia de Chu Xingyun son todos laicos entre los laicos, y era imposible refinar los elixires, ¡todo era solo un esfuerzo inútil!

El tiempo transcurrió lentamente, la noche se desvaneció y entro un toque de luz de la mañana, salpicando una luz moteada.

¡Ups!

La puerta de la habitación de alquimia se abrió, y Qin Yuyan, vestida de rojo, salió lentamente, no había cansancio en su rostro, sino un poco de duda y emoción.

"Señorita Yuyan, ¿está bien?" Qin Shan entró por la puerta con un rastro de preocupación en su rostro.

El Dan de fortalecimiento corporal era la píldora medicinal más común.

De acuerdo con la velocidad normal de Qin Yuyan, una hora, sería suficiente para refinarlo.

Pero esta vez, Qin Yuyan se quedó en la habitación de alquimia una noche completa, lo que preocupó mucho a Qin shan. Si Qin Yuyan cometió algún error, y mucho menos él, toda la Ciudad Viento del Oeste seria arrasada.

“¿No es solo el refinamiento del Dan de fortalecimiento corporal? ¿Qué puede pasar?" Chu Xingyun se acercó y bostezó, como si acabara de dormir.

Miró de arriba a abajo con Qin Yuyan, dijo con una sonrisa: "Por tu expresión, parece que la receta de píldora que le di, tuvo un buen resultado y debería ser mejor que el Dan de fortalecimiento corporal que hiciste antes".

"¡Humph!" Al ver la apariencia orgullosa de Chu Xingyun, Qin Yuyan resopló con frialdad, aunque su corazón estaba un poco incómodo, pero después de todo, todavía resistió la ira, y estrecho su mano, una pastilla de medicina rojo escarlata, cayó sobre la mesa.

Qin shan estaba muy familiarizado con esta píldora rojo escarlata, era el Dan de fortalecimiento corporal.

Pero lo que le sorprendió fue que el aroma exudado de este Dan de fortalecimiento corporal era más fuerte y mucho mejor de lo normal.

Chu Xingyun tomó Dan el dan de fortalecimiento corporal y lo miró casualmente. Él asintió con la cabeza: "Las impurezas se eliminaron por completo, el calor también ha mejorado mucho, debería haber un 80% de eficacia, es apenas aceptable".

"¿apenas aceptable?" La cara de Qin Yuyan se volvió difícil de mirar.

Anoche, refinó el Dan de fortalecimiento corporal de acuerdo con la receta de la píldora dada por Chu Xingyun, y se sorprendió.

Ella pudo sentir claramente que las impurezas en el Dan de fortalecimiento corporal se eliminaron casi por completo. La fragancia estaba más concentrada y la calidad era más perfecta. De hecho, era mucho mejor que el Dan de fortalecimiento corporal que había refinado previamente.

Pero al mismo tiempo, ella también era muy curiosa, por qué esta extraña receta de píldora refinaría un Dan de fortalecimiento corporal tan perfecto.

Por capricho, Qin Yuyan continuó estudiando, refinando constantemente, y pasó toda la noche inmerso en el placer de explorar lo desconocido. La calidad de los Dan de fortalecimiento corporal erans cada ves de mayor calidad.

Este Dan de fortalecimiento corporal en frente de ella era el de más alta calidad que ella logro hacer, pero a los ojos de Chu Xingyun, era apenas aceptable.

¡Esto hizo que Qin Yuyan no fuera capaz de soportarlo!

Camino hacia Chu Xingyun, debido a la ira, su respiración se aceleró igual a su pecho que subía y bajaba.

"El Dan de fortalecimiento corporal que hice es apenas aceptable para ti. ¿Puedes mostrarme la píldora que hiciste?" Qin Yuyan dijo fríamente.

Chu Xingyun dijo con una sonrisa: "Por supuesto, no hay problema".

Dicho esto, tomó una botella de jade y la puso sobre la mesa.

Qin Shan y Qin Yuyan inmediatamente dieron un paso adelante, sus ojos se abrieron y se quedaron viendo fijamente el jade. Lo que contenía esta botella de jade no era un Dan, sino un líquido rojo pálido, y el olor era extremadamente desagradable.

"Buen mocoso, no pudiste refinar la píldora, y te atreviste a hacer un movimiento para burlarte, No creas que porque estas en mi tienda no me atrevería a moverme contra ti". Qin shan se pellizcó la nariz, la paciencia hacia Chu Xingyun, había llegado al límite.

Chu Xingyun ignoró la amenaza de Qin shan y le preguntó a Qin Yuyan: "¿Qué piensas de esta botella de líquido rojizo, eres como él, y piensas que estoy actuando de manera irrazonable?"

"Esto..." Qin Yuyan se congelo, frunció el ceño y finalmente asintió.

Al verlo, Chu Xingyun suspiró decepcionado.

Cogió la botella de jade y explicó: “La esencia de la píldora es unir la esencia de muchos materiales espirituales, para que las personas que la usan puedan absorber fácilmente la esencia. En otras palabras, siempre que se ajusten a esta esencia, se les puede llamar píldora medicinal."

“El líquido rojo claro que he refinado, se llama liquido espiritual de fuego es de primer grado. Es una medicina especial. No se ingiere, solo es necesario aplicarlo sobre la piel para que ejerza sus efectos."

“Además, después de mi fuerte templado, las impurezas en el líquido espiritual de fuego se han eliminado por completo y la eficacia ha alcanzado el 100%. El efecto es tres veces mayor que el de su Dan de fortalecimiento corporal, o incluso mayor".

Chu Xingyun dijo muy claramente su explicación que reveló una fuerte confianza en sí mismo lo que sorprendió a Qin Yuyan. Estaba extremadamente enojada. Chu Xingyun una vez más se burló de ella y dijo que ella había refinado el Dan de fortalecimiento corporal a menos de un tercio que el líquido espiritual de fuego.

"Hay algunas cosas, que, si no lo intentas, nunca sabrás si está bien o está mal, si no estás convencida, puedes intentarlo tú misma". Dijo Chu Xingyun al ver la falta de voluntad de Qin Yuyan, con un movimiento de la mano de Chu Xingyun el líquido espiritual de fuego fue enviado al frente de Qin Yuyan.

Mirando el líquido rojo claro frente a ella, los ojos de Qin Yuyan parpadeaban constantemente, como si estuvieran luchando.

Finalmente, se mordió los dientes, sacó el líquido espiritual de fuego y los puso en su brazo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario