DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

miércoles, 28 de agosto de 2019

PMG Capitulo 99: La academia celestial

Traductor: GetYourDeath_CR , Sígueme en Twitter: @JEMB15. 
CAPÍTULO 99 
LA ACADEMIA CELESTIAL 
Los tres caballos Qian Li Xue estaban galopando a toda velocidad por el gran camino. Dentro del carruaje, Duan Feng y Jing Yun estaban sentados al lado de cada uno, mientras que Lin Feng y Meng Qing estaban sentados al lado de cada uno. Ambos pares estaban sentados cara a cara.  
--Jing Yun: Lin Feng, ¿cómo Meng Qing y usted se conocieron?  
Jing Yun estaba mirando a Meng Qing, pero Meng Qing permaneció inexpresiva desde el principio. Parecía que los músculos de su rostro no se habían movido en absoluto. El hecho de que ella fuera inexpresiva, aunque en realidad la hacía aún más hermosa. Su belleza era realmente impresionante.  
Jing Yun no le preguntó a Lin Feng cómo había sobrevivido a la masacre de la Secta Yun Hai porque tenía miedo de tocar la herida fresca de Lin Feng. Era obvio que todavía estaba muy herido en su corazón. Era extraño, sin embargo, Lin Feng había sobrevivido y todos los demás habían muerto.  
Por supuesto, Jing Yun no iba a culpar a Lin Feng por eso. Por el contrario, estaba muy feliz de que Lin Feng hubiera sobrevivido. El hecho de que estuviera vivo era lo más importante para ella ahora mismo.  
--Lin Feng: Nos conocimos en las montañas.  
Lin Feng respondió vagamente a Jing Yun porque Meng Qing podría no haber apreciado si Lin Feng compartió su pasado con otros.  
--Jing Yun: Oh, bueno, ¿por qué te diriges a la Ciudad Imperial entonces?   
La Ciudad Imperial estaba llena de cultivadores extremadamente fuertes. Era el lugar donde se celebraban los mejores cultivadores del País Xue Yue. También había una gran cantidad de ellos buscando a Lin Feng.  
--Lin Feng: Porque hay mucha gente en la Ciudad Imperial. 
 Respondió Lin Feng, pero Jing Yun no le oyó.  
--Lin Feng: ¿Y tú, Jing Yun? ¿Por qué vas a la Ciudad Imperial?,  
Preguntó Lin Feng mientras miraba a Jing Yun y Duan Feng. De lo que Jing Yun había dicho a Lin Feng antes, parecía que Duan Feng le había pedido que lo acompañara a la Ciudad Imperial y que él iba allí porque tenía gente para reunirse. Duan Feng tuvo que irse de inmediato y viajar todo el camino desde su pequeña ciudad sin parar, lo que significaba que la gente que tenía que ver no era muy común.  
Jing Yun miró a Duan Feng que estaba sentado a su lado. Duan Feng se rio y dijo: Lin Feng, hermano mayor, Jing Yun me acompaña a la Ciudad Imperial porque mi hermano mayor quiere que vaya a practicar el cultivo en una escuela de cultivo.  
--Lin Feng: ¿Academia? 
 Dijo Lin Feng parecía perplejo y luego preguntó:  
--Lin Feng: ¿El Santo Patio de Xue Yue 
--Duan Feng: No, La Academia Celestial.  
--Lin Feng: ¿La Academia Celestial?  
Lin Feng se sorprendió. Nunca había oído hablar de la Academia Celestial.  
--Duan Feng: De hecho, la Academia Celestial no es muy famosa. No mucha gente lo sabe. En realidad, no acepta solicitantes externos. Alguien que ya está allí tiene que recomendar solicitantes por lo cual mi hermano mayor me recomendó.   
--Lin Feng: ¿Recomendar? ¿No solicitantes externos?  
Lin Feng se sorprendió. 
--Lin Feng Pensamiento: ¿Las academias eran sectas, pero con una ligera diferencia?  
En una secta, como la Secta Yun Hai, había un número incontable de discípulos. Entonces fueron separados en diversas clases: discípulos ordinarios, de la élite y núcleo. Entonces, estaban los ancianos ordinarios y de élite. La jerarquía era extremadamente estricta y los discípulos tenían que depender casi exclusivamente de sus propias habilidades para subir en la jerarquía y recibir la consideración de la secta.  
Las academias eran algo nuevo en el país Xue Yue. Sólo aceptaban a jóvenes muy talentosos. Tenían maestros de cultivo y recibieron las mejores armas y otros recursos. Los maestros ayudaron a los jóvenes a convertirse en cultivadores fuertes.  
Antes, en el País Xue Yue, no había academias. Era un concepto que había venido de otra tierra. Por lo tanto, había muy pocas academias en el país y no eran famosas en absoluto. No podían compararse con el fundamento de las grandes sectas.  
El establecimiento del Santo Patio de Xue Yue permitió a algunos de los más destacados y talentosos jóvenes cultivadores recibir instrucción. El Santo Patio de Xue Yue se estaba estableciendo para contrarrestar la importancia de las sectas y academias menos populares dentro del país.  
--Duan Feng: Lin Feng, hermano, usted es un discípulo de la Secta Yu-Hai. Probablemente seas tan fuerte como Jing Yun. Cuando llegue el momento adecuado, hablaré con mi hermano mayor y veré si hay una manera de que te unas a la Academia Celestial.  
Duan Feng sonreía sinceramente. Aun siendo muy joven, ya era muy maduro. Además, tenía una personalidad fuerte considerando la manera en que había hablado con estos guardias arrogantes.  
--Jing Yun: ¡Oh sí! Lin Feng, deberías venir a la Academia Celestial.  
La expresión de Jing Yun comenzó a brillar. La Secta Yu-Hai había sido aniquilada por lo que si Lin Feng se uniera a la Academia Celestial entonces no sería traición contra la secta. Además, Jing Yun ni siquiera se preguntó si Lin Feng era lo suficientemente fuerte.  
Durante la primera ronda del Examen Discípulo de Elite, Jing Yun había visto con sus propios ojos lo fuerte que era Lin Feng. Había matado a un discípulo de élite con un solo golpe de su espada y luego se había convertido en un discípulo de élite.  
Lin Feng estaba riendo, pero no respondió. ¡Aunque la Secta Yu-Hai había sido aniquilada, Lin Feng era el nuevo patriarca de la Secta Yu-Hai!  
…………..........................  
El carruaje ya estaba muy lejos de la pequeña ciudad. El sol de la tarde brillaba sobre la tierra. Dentro del carruaje, Lin Feng, Duan Feng y Jing Yun estaban incesantemente charlando mientras Meng Qing estaba en silencio y cerró los ojos. Parecía que se había quedado dormida. Se veía muy tranquila y serena mientras se balanceaba de un lado a otro con el carruaje.  
Lin Feng se quitó la camiseta y la envolvió alrededor del hombro de Meng Qing. La temperatura era bastante baja y Meng Qing se había puesto túnicas tan ligeras.  
En ese momento, Jing Yun hizo una cara extraña.  
Poco después, Meng Qing abrió los ojos, miró a su alrededor y notó la camisa de Lin Feng envuelta alrededor de su hombro. Ella se veía muy sorprendida. Ella nunca había experimentado tal cosa antes, así que lo encontró muy extraño.  
Broom vroom vroom ... el carruaje de repente empezó a temblar.  
En ese momento, tío Wang agarró las riendas y detuvo el carruaje. El suelo seguía temblando. Se estaba haciendo cada vez más intenso.  
Preguntó Duan Feng desde adentro: 
--Duan Feng: Tío Wang, ¿qué pasa?  
--Tio WangMaestro joven, hay ladrones. No salgas. Voy a negociar con ellos, dijo tío Wang estrictamente.  
El tío Wang se dirigió hacia los ladrones para negociar con ellos.  
Aaaaaaaaaahhh  
Un momento después, se oyó un horrible chillido que asustó a los que estaban dentro del carruaje.  
 --Ladron: ¡Envíame a alguien que sepa hablar! Gritó una voz extremadamente agresiva.  
--Duan Feng: Voy a ver apresuradamente.  
Luego salió inmediatamente del carruaje seguido de cerca por Lin Feng y Jing Yun. Meng Qing no los siguió y se quedó dentro del carruaje.  
No muy lejos del carruaje había unas cuantas decenas de ladrones que no parecían muy amables.  
--Guardia: Voy a ver. 
Dijo uno de los guardias de Duan Feng mientras caminaba hacia los ladrones. 
--Guardia: Todo el mundo, nosotros ......  
Estos ladrones estaban cabalgando. Uno de ellos, que tenía una daga en la mano, saltó de su caballo y se arrojó al joven guardia.  
El joven estaba muy sorprendido, de repente agarró su lanza y la empujó hacia la daga.  
Pero en ese momento, el ladrón ya había llegado al joven guardia y le cortó la garganta con la daga. La sangre brotaba de la garganta del joven guardia mientras caía sin vida sobre el suelo.  
Jing Yun estaba estupefacta. Debido a toda la sangre que estaba tan cerca de ella, ella estaba sobrecogida de náuseas. Su rostro se puso pálido.  
--Ladron: ¡Dije, que enviaran a alguien que sepa hablar! ¡Esa chica no parece tan mala!  
El ladrón señalaba a Jing Yun con su daga. En ese momento, todos los otros ladrones rieron maliciosamente.  
 --Otros ladrones: ¡En efecto! ¡Sí! ¡Queremos hablar con esa linda muchacha! 
 Dijeron los ladrones al unísono mientras pensaban en otras cosas obscenas.  
Cuando Jing Yun oyó lo que decían estos ladrones, su rostro parecía aún más lívido.  
Jing Yun, sube al carruaje, dijo Lin Feng a Jing Yun mientras la empujaba hacia el carruaje.  
--Ladron: Niño pequeño, te atreves sorprendentemente a ocultar a la chica, quieres morir ...  
Cada ladrón estaba mirando a Lin Feng furiosamente.  
--Otros ladrones: ¡De hecho, tenemos que matar a ese tipo y llevar a la chica para hacernos felices!  
-- Wan Qing Shan: ¿¡Qué demonios estás haciendo!?  
Estaba gritando furiosamente a Lin Feng. Estaba furioso.  
Lin Feng estaba estupefacto y miraba fríamente a Wan Qing Shan.  
--Lin Feng: ¿Qué estoy haciendo?  
Sonaba como si Wan Qing Shan quería que él entregara a Jing Yun a los ladrones.  
-- Wan Qing Shan: Pequeño pedazo de basura. Estás causando problemas. Ahora, este es tu problema y si quieres escapar, no cuentes con nosotros para rescatarte. No te ayudaremos.  
Wang Qing Shan era inexpresivo. Tenía curiosidad por ver qué tipo de discípulos tenía la Secta Yu-Hai.  
--Lin Feng: No necesito tu ayuda.  
Respondió Feng con frialdad antes de correr hacia los ladrones.  
--Lin Feng: Hablaré con ustedes durante un tiempo.  
Lin Feng estaba de pie cerca del líder de los bandidos mientras hablaba con un tono frío.  
--Ladron: ¡Quieres morir!  
Un ladrón con una larga daga saltó hacia Lin Feng mientras apuñalaba con su daga, que emitió un silbido mientras perforaba el aire.  
De repente, una luz deslumbrante llenó el aire. Lin Feng había desenvainado su suave espada.  
Nadie había visto su movimiento y lentamente comenzó a cubrir su espada. De repente la sangre salpicó por todas partes de la garganta del ladrón. El ladrón estaba muerto.  
La velocidad de Lin Feng había aumentado mucho y su velocidad solo demostró que Lin Feng era un cultivador extremadamente poderoso. Por lo tanto, podría realizar ataques muy rápidamente. Sus habilidades de espada eran extremadamente altas y él a menudo mataba a gente con un solo ataque de su espada.  
--Otros ladrones: ¿Cómo fue esto posible? ¿Cómo había matado a ese ladrón con un solo movimiento?  
Dijo Lin Feng indiferentemente hacia los ladrones. Lin Feng había notado lo jóvenes que eran algunos de ellos. Parecía que sólo un ataque de espada había sido suficiente para asustar a la mayoría de ellos. 
--Lin Feng: Él no era bueno, Dadme otra persona para hablar también, ¿de acuerdo?  
Wan Qing Shan estaba estupefacto. No estaba contento porque Lin Feng había matado a un ladrón, por el contrario, se sorprendió desagradablemente al ver que Lin Feng era tan fuerte.  
No fueron capaces de adivinar cuál era el nivel de cultivo de Lin Feng, ya que sólo había utilizado un solo ataque rápido. Sólo sabían que podía usar su espada muy rápidamente para hacer ataques letales.  
--Líder ladrones: Mi amigo, esto no tiene nada que ver contigo. No es necesario que te involucres. 
Dijo el líder de los ladrones en voz baja a Lin Feng, que mostró lo aterrorizada que estaba. Lin Feng estaba estupefacto. Lin Feng sospechaba y dijo:  
--Lin Feng: ¿No querías matarme hace un momento? Te estoy esperando.  
--Líder ladrones: Hmph, ya que estás siendo así, entonces no nos culpes por ser descortés.  
El jefe de los ladrones miró a todos los otros ladrones y dijo: Matenlo 
Tres ladrones se dirigieron hacia Lin Feng a toda velocidad. Lin Feng estaba rodeado por los ataques de tres personas diferentes.  
--Ladrones: Muere.  
Un ladrón había empujado su larga daga que estaba difundiendo un Qi extremadamente fuerte hacia el cuerpo de Lin Feng. Fue la misma sensación que en el Barranco Tormentoso cuando se enfrentó a los soldados Qi. Sin embargo, la diferencia entre sus fuerzas era como el cielo y la tierra. Muere. Otra voz llenó el aire. Una larga daga giraba en el aire que parecía increíblemente peligrosa.  
Todos los ladrones de sus caballos se movían simultáneamente hacia Lin Feng para matarlo.  
Lin Feng saltó de repente en el aire. Mientras parecía que estaba aparentemente flotando en el aire, adoptó una posición extraña. En ese momento, estaba a la misma altura que los ladrones que estaban sentados en sus caballos.  
--Lin Feng: Espada Mortal.  
La espada de Lin Feng brillaba y liberaba una luz deslumbrante en la atmósfera. Lanzó una cantidad increíble de Qi mortal que creó un vórtice en el aire. En un abrir y cerrar de ojos, los ladrones estaban rodeados por una increíble cantidad de Qi 
El Qi de la Espada Mortal de Lin Feng repentinamente tuvo la forma de un magnífico arco mientras atravesaba el aire. Los caballos se volvían locos y relinchaban. Todos los ladrones estaban cayendo sin vida desde la parte trasera de sus caballos, uno tras otro.  

¡Con un solo ataque de espada, todos habían muerto! 

Nota: Por favor si pueden dejen sus comentarios e impresiones del capítulo para seguir mejorando con críticas constructivas. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario