DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

domingo, 6 de enero de 2019

TNE Capítulo 204


Capítulo 204. Presagio de Reunión (3)

"Maldita sea...."

Phiunel se rascó la cabeza mientras miraba la habitación que se había convertido en un desastre. En sólo 10 minutos se produjo una catástrofe.

Hace unos 20 minutos, cinco campesinos habían llegado a la mansión para probar un puesto en el equipo de guardias. A los ojos de Phiunel, no eran diferentes de cualquier otro forastero.

Sin embargo, Phiunel no quería dejarlos pasar. Aunque todo el examen fue una farsa para empezar, él sólo recibió un mal presentimiento al respecto.

De hecho, odiaba el comportamiento arrogante del grupo. Aunque no se consideraba una persona inflexible, sabía que estaba bien ser inflexible de vez en cuando. Como tal, trajo a los asesinos más fuertes a su disposición, que eran considerados élites.

Pero ahora...

-Uugh...

-Kuuuk...

Los soldados de élite gemían mientras estaban tirados en el suelo, y no había un solo mueble, que él había comprado minuciosamente, que permaneciera intacto. Incluso estaba empezando a dudar de si estaba mirando su propia mansión debido a los graves daños que había recibido.

"...¿Cómo se atreven?"

Phiunel murmuró de ira.

Había escuchado acerca de los Forasteros. Que eran buscadores de la verdad que habían entrado en la Torre desde otro mundo y estaban tratando de llegar a su cima.

Pero para Phiunel, los de afuera no eran diferentes a los matones. No creía que ninguno de ellos pudiera alcanzar la cima de la Torre.

“….”

Como tal, Phiunel apretó los dientes. Una furia inconcebible se levantó en sus viejos ojos. No era que se preocupara por sus subordinados. Era sólo que sus palabras arrogantes aún persistían en sus oídos. Recordó cómo estaban sentados tan insolentemente. Además, recordó cómo se burlaban de la raza demoníaca delante de sus ojos.

Llegó a una simple conclusión.

Tenían que morir.

Aunque se decía que los forasteros tenían siete vidas, él sabía cómo evitarlo.

Sacó un pequeño cuaderno de su bolsillo.

[Lv.11 Directorio]

Este artículo era sin duda el tesoro más preciado que Phiunel tenía.

Permitía a su usuario ver el nombre y los detalles de las personas que había conocido. Dicho esto, sólo mostraba el 'nombre', 'nombre real', y su 'ubicación actual' de los Forasteros.

"Tontos".

Pero eso fue suficiente.

Los demonios eran conocidos por sus asesinatos y torturas. Seguramente había una manera de hacer que una muerte se llevara siete vidas.

Phiunel escribió los nombres de los rufianes en su lista de asesinos.


**


[8-3F, calle principal fuera de la mansión de Phiunel]

Después de pasar la prueba de Phiunel, nos dieron la designación [Equipo de Guardia 2]. Phiunel también nos había dado nombres misteriosos que tenían magia de comunicación.

Después de salir de la mansión de Phiunel, nos dirigimos al lado oeste de Crevon, que limitaba con el territorio de los demonios y donde se encontraba la mansión de la Duquesa de Sangre Férrea. Nos tomó 40 minutos incluso en un carruaje que conducía a 120 km por hora.

"Ah, están aquí, mi amigo y amigos de mi amigo."

Tomer nos recibió con una espléndida comida. En comparación con otros jugadores que tuvieron que volver a Prestigio para dormir debido a los altos precios de las posadas en Crevon, estábamos viviendo la vida de los aristócratas.

No pude evitar estar agradecido por la relación que había establecido con Tomer.

Después de la comida, se nos asignaron nuestras propias habitaciones. Yo tenía la habitación más grande, y el resto tenía habitaciones un poco más pequeñas que la mía, pero por otra parte iguales.

Sin embargo, no tenía planes de quedarme en mi habitación.

Como dije antes, mi sala de espera era mucho mejor que la mayoría de los lugares de la Torre.

"Crear un boleto para la sala de espera".

[Se ha creado un boleto a la sala de espera del Jugador Extra7.]

Cuando estaba a punto de romper el boleto....

*Tok, tok

Escuché un ruido de llamada en la puerta. Incliné la cabeza y abrí la puerta. La Jefa estaba de pie detrás de ella.

"¿Jefa?"

Me miraba intensamente con un solo libro bajo la axila. Parecía un libro de habilidades.

"¿Es un libro de habilidades?"

"Sí. Estaba buscando en la casa de subastas y encontré lo que parecía ser un buen libro de habilidades básicas. Vine a preguntarte si tengo razón."

La Jefa me dio el libro de habilidades tímidamente. Parecía una estudiante a la que su maestro le revisaba los deberes. Sonreí un poco y le eché un vistazo al libro de habilidades.

[Libro de Adquisición de Habilidades Básicas - Lv.1 Toque de Fuego]

"¿Cuánto pagaste por esto?"

"... 5000TP."

La Jefa se tragó la saliva mientras murmuraba en voz baja. Sus ojos temblaban levemente.

Me reí audiblemente. Aunque no quise decir mucho con eso, los hombros de la Jefa se encogieron.

"¿Qué pasa? ¿Pagué demasiado por una habilidad basura?"

"No, es una habilidad decente, y también la conseguiste barata. Bien hecho. Puedes aprenderla si quieres".

"...Huhu, ya veo."

La Jefa hizo una sonrisa autocomplaciente, e inmediatamente después, el libro de habilidades se transformó en una corriente de poder mágico y fluyó hacia la Jefa. Ella había adquirido una habilidad.

"Por cierto, ¿qué es eso?"

Después de recuperar su confianza y volver a ser la 'Jefa' una vez más, señaló la bata y las joyas de mi cama.

"Oh, son para el próximo torneo de artesanía."

"¿Torneo de artesanía?"

"Sí. Quiero el premio del primer lugar".

El primer premio del torneo de artesanía fue el [Cincel de Hefesto]. No sabía exactamente lo que hacía, pero seguramente no estaría de más tenerlo.

"Ya veo, buena suerte. Voy a entrenar esta habilidad."

"Hasta luego".

La comisura de la boca de la Jefa se dobló en una sonrisa. Luego, se dio la vuelta y se fue saltando. Probablemente se dirigía a la sala de entrenamiento.

"Oh, espere, Jefa."

La detuve antes de que se me escapara de mi vista. Ella me miró a mí.

"¿Hm?"

"Si no puedes dormir, puedes dormir en mi sala de espera."

Generé boletos de entrada a mi sala de espera para los miembros de la Compañía Camaleón.

[Le diste un boleto a la sala de espera a tu Jugador amigo 'Jefa'.]
[Le diste un boleto a la sala de espera para tu Jugador
amigo 'PhantomThief'.]
[Le diste un boleto a la sala de espera para tu Jugador
amigo 'Goryeo’sStrongest'.]
[Le diste un boleto a la sala de espera para tu Jugador
amigo 'Hurabono'.]

Por supuesto, Kaita fue excluida. Él y Zurahan han estado ocupados luchando contra el grupo de Kim Suho recientemente.

"... ¿Tu sala de espera?"

la Jefa me miró sospechosamente.

"Sí, tengo una buena cama y hasta un balneario. También envié boletos de entrada a otros miembros, así que diles que se pasen cuando quieran".

Al escuchar las palabras 'otros miembros', la expresión de la Jefa se hizo más suave.

"De acuerdo".

La Jefa salió de mi habitación con una sonrisa, y yo la despedí con la mía.


**

... Durante los siguientes nueve días, hice lo que tenía que hacer.

Primero, me conseguí una identificación de ciudadanía con la ayuda de Tomer, y luego empecé a viajar por Crevon con Sannuri para encontrar estelas enanas.

Aparte de la tierra ocupada por los humanos, el piso 8-3 tenía el territorio oeste donde vivían los demonios y las crestas de las montañas donde vivían los monstruos. Mientras me abría camino a través de ellos, adquirí una buena cantidad de recursos valiosos. Por supuesto, fue mi suerte la que jugó un papel importante.

Primero, encontré una hierba llamada Crevfort, que podría ser usada con una mandrágora y una planta de trébol para preparar un elixir. Podría venderlo fácilmente a un NPC en Crevon por 20000TP.

Luego, encontré dos estelas enanas.

La primera estela contenía información sobre la instalación de 'circuitos mágicos' en las armas, una técnica milagrosa que permitía a las armas poseer poder mágico. Desafortunadamente, el conocimiento no era permanente y desaparecería de la memoria después de un uso.

Después de pensarlo mucho tiempo, decidí instalar un circuito mágico en Éter. Después de un procedimiento exitoso, un débil circuito mágico apareció en Éter. Como Éter tenía inteligencia, debería pulir y expandir este circuito mágico por sí solo.

La segunda estela enana era un diario de sus propias existencias y del mundo conocido como la Torre. Era más o menos un libro filosófico que contenía reflexiones sobre su nacimiento, su razón de ser y dónde vivían. Me sorprendió lo acertadas que eran algunas de sus suposiciones, pero no había nada especial de otro modo.

En cualquier caso, pasé mis días de forma productiva, y ahora era el día del Banquete de Honor.

"¿Estás listo?"

Les pregunté a los otros miembros. Actualmente, estábamos parados en el jardín trasero de [Lv.16 Gran Mansión de Phiunel], una mansión especial que Phiunel había construido para el banquete. Aunque fue construida recientemente, parecía bastante antigua debido a su estilo arquitectónico. El banquete debería comenzar a las 5 de la tarde en este lugar.

"Estoy listo..."

"Yo también. Parece que será interesante".

Jain y Jin Yohan respondieron emocionados, mientras que la Jefa asintió en silencio.

"¿Pero tenemos que usar esto?"

Cheok Jungyeong parecía preocupado por las túnicas que llevábamos. Aunque a propósito hice grande la túnica de Cheok Jungyeong, tenía que admitir que revoloteaba demasiado.

"¿No tienes una túnica similar a la que llevas puesta?"

Cheok Jungyeong miró mi túnica con un toque de envidia.

Para que conste, llevaba una túnica diferente a la de los demás. De hecho, era más como una armadura ligera de cuero con una capucha de águila añadida en la parte superior.

"Puedes arrancar partes de ella mientras mantengas tu cara oculta."

"Oh, está bien."

Cheok Jungyeong aceptó fácilmente.

En ese momento, Jain intervino.

"Por cierto, sabes que mi disfraz no funcionará contigo, ¿verdad?"

"Sí, lo sé."

Debido a que incluso los príncipes y princesas de la realeza venían a este banquete, se impuso una fuerte restricción a las habilidades de los Jugadores. Aunque Jain todavía podía usar su don, ahora sólo estaba limitado a ella misma. En el mundo exterior, su habilidad incluso superaba las barreras mágicas, pero estaba restringida en esta mansión por la [habilidad] de alguien.

"Tengan cuidado, todos."

Cuando dije eso, miré mi reloj inteligente.

Actualmente, eran las 2 de la tarde.

La música comenzó a resonar desde la gran mansión que Phiunel construyó para el banquete. Los carruajes de lujo comenzaron a llegar a la entrada principal uno tras otro. En la Tierra, estos carros serían comparables a los de Bentley y Rolls-Royce.

Los nobles que asistieron al banquete salieron de los carruajes con elegancia y entraron con gracia en la mansión.


*

[Lv.16 Gran Mansión de Phiunel]

3 p.m.

El 'Banquete de Honor' comenzó en medio de una bella música clásica. Los nobles estaban bailando o hablando entre ellos, disfrutando de la atmósfera del banquete y de su capacidad para asistir al mismo.

Sin embargo, las existencias más nobles del banquete no pudieron hacer lo mismo.

'Atalos', el clan que se convirtió en el legítimo propietario de Crevon bajo las bendiciones de Agamenón y Moisés.

Los miembros de la familia real, que vivían en la región central de Crevon, estaban presentes, pero sólo podían disfrutar de la vista desde el balcón del segundo piso, ya que no estaba del todo justificado que la familia se uniera al resto de la familia real.

"Por eso no quería venir. Es tan aburrido. ¡Yo también soy un buen bailarín! Y practiqué tanto, tanto, tanto."

'Araha Von Atalos Diana', la quinta princesa de Crevon que acababa de cumplir 18 años, se quejó.

"Cállate."

El cuarto príncipe, 'Aruon Von Atalos Philip', no estaba muy contento con las payasadas de su hermana menor.

"Por eso no quería venir. ¿No enviaron los demonios una amenaza? Supongo que es mi culpa por estar en un rango tan bajo..."

Los demonios habían enviado una carta de amenaza, diciendo que iban a apuntar al Banquete de Honor. Sin embargo, la Familia Real de Átalos sólo se burló de la idea, argumentando que el Banquete de Honor fue ordenado por el administrador de la Familia Real de Átalos.

"No digas eso en ningún otro lugar".

"Yo voy a... Yo voy a..."

“….”

Aruon suspiró. Aunque no era un candidato para suceder al trono, creía que necesitaba mantener el prestigio de la familia real aún más debido a ello. No era el único que se sentía así. Este sentimiento era la razón por la que no había ni una pizca de suciedad en el nombre de la Familia Real de Átalos, ni siquiera después de generaciones.

Por supuesto, la inmadura Araha era diferente.

"Oppa, ¿cuánto dinero puedes gastar? Quiero conseguir el 'Abanico de Plumas de Grulla' pase lo que pase. Lo vi en el catálogo de la subasta, y es tan bonito".

"... Lo compraré para ti, así que cállate."

"Yay~"

Araha se rió felizmente. Girando de lado, vio a un hombre enorme y musculoso que se erguía sobre ella.

"Um.... ¿Sir Lü Bu?"

La princesa Araha pronunció cuidadosamente el nombre de su guardia. El gran general que estaba a su lado reaccionó, girando la cabeza para mirarla.

Tenía el cabello en un moño y rasgos faciales bien definidos. Además, sus ojos de fuego parecían pronunciar su gran nombre ante el mundo.

"...Sí, Princesa Araha."

Se dirigió a Araha en un tono que podía ser respetuoso o irrespetuoso. El príncipe Aruon frunció el ceño, pero a la princesa Araha le gustó la actitud de esta guardia real.

"Si los demonios atacan, ¿qué harás?"

"... Enviaré a todos los que se atrevan a hacer daño a los Príncipes."

Sus palabras eran restrictivas en cierto sentido. Decía que sólo le importaban las vidas de los príncipes y princesas. Claramente, no le importaban los otros nobles.

Pero eso era de esperar.

Lancelot, que estaba de pie en el lado opuesto de Lü Bu y explorando la sala del banquete, había venido con ellos por esta razón exacta.

"Jeje, qué digno de confianza. ¿Le importa si me cae bien, Sir Lü Bu?"

“….”

"Nunca he salido con nadie antes."

Lü Bu permaneció imperturbable ante el atrevido comentario de la princesa Araha y cerró los ojos. La quinta princesa era conocida por sus travesuras, y Lü Bu era consciente de ello.

"¿Le disgustan las mujeres jóvenes...? ¿Pero no es este vestido fantástico...?"

"Araha, cállate, por favor."

Incapaz de aguantar más las bromas de la princesa, Aruon puso su mano sobre la boca de Araha.

-¡Todos, la Subasta de Honor comenzará pronto!

Llegaron las 5 de la tarde y la voz del anfitrión resonó en el salón de banquetes.

En ese momento, la gran mansión retumbó.

Lancelot se puso en marcha y puso la mano sobre su espada, pero después de darse cuenta de que se trataba sólo de un acontecimiento, sonrió seriamente. Las paredes de la mansión se fueron alejando lentamente, haciendo la habitación más espaciosa. Luego, el podio en el centro de la sala se elevó para cambiar el diseño de la mansión por el de una casa de subastas.

"¿Phiunel hizo esta mansión con el único propósito de este banquete? Asombroso".

Aruon sonrió por primera vez desde que comenzó el banquete.

"Por cierto, Hermano Mayor, ¿quiénes son esas personas?" Preguntó Araha.

Los príncipes podían ver mucho más desde el balcón del segundo piso, por lo que los guardias en movimiento entraron en su visión. Aruon también siguió la línea de visión de Araha y miró a los guardias de abajo.

Los equipos de guardias de Forasteros se comunicaban entre sí y corrían a sus estaciones.

"Forasteros...."

Aruon forzó sus ojos. Los nombres de los Jugadores se mostraban sobre sus cabezas: 'Nayunjajangman', 'CaptainBritain', 'StraitTeamLeader', 'WindSamurai', 'CrazyMan', etc...... No era que la familia real tuviera una habilidad especial. Las etiquetas con los nombres de los Jugadores mostraban esta información.

"¿Son Forasteros?"

Aruon asintió ante la pregunta de Araha.

"Eso parece."

"Guaoo~ Es la primera vez que veo a unos forasteros... Realmente son algo diferentes a nosotros."

"... Quédate ahí, por favor."

Mientras el hermano y la hermana discutían entre sí, el anfitrión continuó su anuncio.

-Por favor, tomen asiento, todos.

Al mismo tiempo, las sillas lujosas se levantaron del suelo.

"Asegúrate de mantener tu cara de póquer".

Aruon tocó el costado de su hermana y puso una expresión imponente. El anfitrión pronto los señaló y agradeció a los miembros de la familia real por haber venido.

-¡Antes de comenzar la subasta, tomémonos un tiempo para agradecer al Príncipe Aruon y a la Princesa Araha de la Familia Real Atalos, quienes siempre nos están cuidando desde un lugar más alto!

Un foco de atención cayó sobre ellos, atrayendo la atención de incontables nobles.

*Clap, clap, clap

Araha y Aruon sonrieron con fuerza mientras se enfrentaban a los aplausos que resonaban en la casa de subastas.

Crevon, la ciudad de los ricos.

El 'Banquete de Honor', donde grandes sumas de dinero iban y venían, había comenzado oficialmente.


**


[Patio trasero de la gran mansión de Phiunel]

6:15 p.m.

-El siguiente artículo es.... ¡El Mantra de Kteron! Cuando buscas sabiduría en tiempos de necesidad, este tesoro te la concederá!

Estuve de guardia en el patio trasero de la mansión de Phiunel durante la mayor parte del día y tiré la etiqueta con mi nombre cuando la subasta se acercaba lentamente a su fin. Luego me disfracé coloreando mi armadura con Éter y entré en la mansión.

El número de guardias en el patio trasero disminuyó de cinco a cuatro, pero la Jefa con 'Títere Sombrío' llenaría mi lugar.

-¡El precio inicial es de 30000TP! Ah, ¡ya se convirtió en 40000TP! ¡La oferta viene del joven Lord Yoten de la familia Hail!

Al infundir el poder mágico de Estigma en los Ojos de Mil Millas, observé todo lo que sucedía dentro de la mansión mientras caminaba.

... Este es el "Abanico de Plumas de Grulla".
... Confirmado. ¿Cuál es el siguiente punto?
... Creo que es el Mantra de Kreton.

También pude ver a los subordinados de Phiunel cambiando los artículos reales por réplicas. Phiunel mantuvo los artículos reales bajo tierra, pero yo sabía cómo llegar allí.

Había un pequeño pilar en la esquina derecha de la mansión que contenía una vela plateada. Al girar ligeramente la vela, aparecía una habitación secreta. Había un último problema. Para entrar en la habitación secreta, uno tenía que infundir 'energía demoníaca' en la puerta, que sólo poseían los demonios.

Era una forma infalible de impedir que los jugadores o los NPCs humanos abrieran la puerta. Desafortunadamente, ya tenía una fuente de energía demoníaca en mi inventario en forma de un cristal obtenido con [Extracción y Materialización Permanente].

Caminé lo más silenciosamente posible hasta la esquina derecha de la mansión. Para evitar sospechas, Phiunel no envió a ninguno de sus guardias allí. Así que ciertamente debería ser suficiente por mi cuenta....

Entonces, de repente, me quedé impresionado con una sensación de malestar.

Una presencia que no esperaba apareció detrás de mí.

*Tak.

Un pequeño paso sonó. Aunque lo escuché claramente, al principio no pude entenderlo.

¿Realmente el paso vino de una persona?

¡Pero no podía sentir nada hace un momento!

Incluso si no sentía nada, no tenía sentido que ni siquiera Éter se diera cuenta.

... Pero pronto, entendí por qué.

La Torre del Deseo tenía algo que podía hacer posible lo imposible.

La habilidad de un jugador. Tenía que ser una habilidad de alto nivel [Sigilo].

Me mordí los labios. No fue tan malo como lo hice parecer. Debería ser capaz de suprimirlos sin dificultad.

"¿Quién eres tú?"

...Pero en ese momento, una suave voz resonó a mis espaldas.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario