DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

lunes, 24 de diciembre de 2018

TNE Capítulo 186


Capítulo 186. Reino de los Demonios Materializado (3)

Transformación de Yasha.

Es una de las tantas habilidades incluidas en el Don de la Jefa, 'Sombra'.

En este estado, sus ojos, incluyendo las pupilas y la esclerótica, se pusieron rojos, y su iris tomó la forma de una bestia, resultando en un aumento indefinido de su visión y su capacidad física.

Si sus habilidades y estadísticas no estuvieran restringidas, el simple hecho de observar a su oponente habría liberado un poder mágico que podría destruir todo el espacio.

Pero dentro de la Torre del Deseo, el único efecto que la Transformación de Yasha ue un incremento en la fuerza física.

Se precipitó imprudentemente como una bestia. Su cuerpo se movía como una bala con una velocidad que no podía ser detectada a simple vista.

Sin embargo, Bell le devolvió fácilmente su ataque.

No, ni siquiera fue necesario devolverlo.

Su cuerpo se perdió.

La Jefa no pudo derribar a Bell, que se elevó al cielo con un poder mágico azul.

Aún así, la Jefa no se rindió. Ella le persiguió, moviendo su espada de sombra en todas direcciones. El borde de la espada destrozó el valle y rompió la tierra.

Todo el valle se convirtió en un caótico campo de batalla.

"No has cambiado."

Bell habló mientras su poder mágico chocaba con el de la Jefa.

Al escuchar esto, la Jefa irrumpió con más furia. El número de sus espadas de sombra se multiplicó, y su sombra se hizo más intensa hasta el punto de devorar la propia oscuridad.

Sin embargo, la Jefa no pudo mantener esta forma por mucho tiempo. Le quitó demasiado poder mágico.

Suspiré y saqué la Desert Eagle.

Tenía curiosidad por saber por qué la Jefa perdió la calma de repente. Sin embargo, ahora no era el momento de preguntar. Envolví las balas con el poder mágico de Estigma.

El atributo de poder mágico que necesitaba ahora mismo era... anti-magia.

Bell y la Jefa estaban peleando entre sí. La Jefa siguió persiguiendo a Bell, que se escabullía constantemente.

Por supuesto, si no pudiera golpear a un enemigo mientras evitaba a un aliado, estaría avergonzando el nombre de mi Don de Francotirador Maestro.

Apunté a Bell y activé Tiempo Bala.

El mundo se detuvo.

Aún así, Bell y la Jefa eran increíblemente rápidos.

¿Qué ángulo debo elegir para golpear a Bell y no a la Jefa?

El cálculo y la decisión fueron instintivos.

Apreté el gatillo ligeramente.

*Chwaaa-

La bala se disparó hacia Bell.

La trayectoria mostró una exquisita combinación de velocidad y ángulo.

“…!”

La bala le tocó el hombro.

Inmediatamente, recuperó su estado físico.

La Jefa sin perder la oportunidad, le dio un buen puñetazo.

Su puño, cargado de poder mágico, se dirigió directamente hacia el estómago de Bell. Bell fue enviado a volar, tosiendo sangre.

*¡Kwang-!

Su cuerpo se hundióen el acantilado del valle.

Se podía ver de un vistazo que la herida no era mortal.

Ese golpe acabó con la batalla, pero la Jefa no pudo acabar con él.

"...Uk!"

El poder mágico que necesitaba la Transformación de Yasha era mucho más de lo que la Jefa podía manejar actualmente. El color de sus pupilas ya había vuelto a la normalidad. Su poder mágico probablemente no duraría otros tres minutos.

La Jefa observó a Bell con intención asesina pero no pudo mover su cuerpo.

En vez de eso, me dirigí hacia Bell.

"Hola."

Bell sonrió ante mi saludo.

"Pft..... Sí, hola."

Pero me di cuenta de que se estaba haciendo el duro.

Su batalla con la Jefa probablemente duró menos de 3 minutos, pero las batallas de los fuertes siempre terminan en un instante.

Ya no tenía fuerzas para detenerme.

"La última vez, te dejé ir.... pero no habrá una segunda vez."

Dije eso y le apunté con la escopeta en la frente.

Dejar ir a un enemigo herido u otro tipo de clichés cursi - algo así no pasaría.

"Lo sé. No debí haberte encontrado aquí, qué pena. Ya es bastante difícil tratar con uno de ustedes, pero ¿2 contra 1?"

Sin embargo, Bell respondió imperturbable. Incluso considerando el hecho de que tenía siete vidas, estaba demasiado tranquilo.

"Saluda a tu Jefa de mi parte".

Incluso sonrió un poco y me dijo lo mismo que yo le había dicho a Jin Sahyuk hace algún tiempo.

"Hasta luego".

“….”

Así que esto fue lo que sintió al escuchar ese comentario.

Qué mierda.

Envolví el poder anti-mágico alrededor de la bala y disparé sin dudarlo.

¡KWANG-!

Un fuerte estallido cubrió el ambiente.

Pronto, todo se quedó en silencio, y su cuerpo se dispersó en una corriente de poder mágico.

Así de fácil, murió.

“….”

Fue un final sencillo.

Pero no podía alegrarme.

Había demasiadas preguntas que quería hacer.

¿Cuál era su relación con Boss?

¿Qué pasó entre ellos para la Jefa que siempre estaba tranquila se pusiera así?

Mientras reflexionaba, un extraño ruido vino por detrás.

"...Ah, Jefa!"

Me volteé y vi a la Jefa enloqueciendo.

Rápidamente corrí hacia allí.

"Hey, hey. Relájate. ¡Relájate!"

La Jefa seguía intentando usar su poder mágico. Perdió la razón y seguía peleando con Bell dentro de su cabeza.

Sus ojos se estaban poniendo rojos. Estaba luchando por sacar a Yasha una vez más.

"¡Se acabó! ¡Calma! ¡Cálmate! ¡Hey!"

A este ritmo, todos sus vasos sanguíneos estallarían y ella se moriría al menos una vez.

No tuve más remedio que restringir a la Jefa para evitar que usara su poder mágico y se moviera. La tomé en mis brazos, y nuestros cuerpos se cruzaron.

La Jefa tembló en mis brazos. Podía sentirla estremecerse intensamente.

"Por favor, cálmate. Cálmate."

Incluso usé 'Voz Sugerente''. Aún así, sentí que eso no bastaba, así que la acaricié con mi máximo esfuerzo.

"...Está bien. Todo está bien."

Tal vez la Destreza del Enano funcionó incluso en este tipo de situaciones. La Jefa empezó a calmarse, y el poder mágico de Yasha que probablemente le reventaría los vasos sanguíneos también desapareció.

“….”

La sostuve sin decir nada. Su cuerpo estaba frío como el hielo, y su respiración estaba desconectada. El estallido de poder mágico había cesado, pero ahora aparecían los efectos secundarios de consumir demasiado poder mágico.

Aún así, esto fue mejor que hacer un alboroto.

"... Que duermas bien, por un tiempo."

Susurré, saqué el Orbe de Regeneración e infundí al orbe mi poder mágico. Pronto la luz verde se elevó del orbe, envolviendo a la Jefa en calor. Gracias a este calor, sus temblores cesaron y la temperatura corporal de congelación volvió a la normalidad.

Pero al mismo tiempo, la conciencia de la Jefa se rompió en pedazos.

Se sumergió en un profundo sueño, y volteé mi cabeza con ella en mis brazos.

El NPC Kedrick nos estaba mirando.

“…!”

En el momento en que nuestros ojos se encontraron, giró la cabeza, sorprendido.

Cuidadosamente acosté a la Jefa en el suelo y me dirigí hacia Kedrick. Después de todo, él fue la razón por la que estábamos aquí. No esperaba que este gran evento ocurriera en primer lugar.

"Hola."

"... ¿Huh? Oh, sí. Hola."

A pesar del hecho de que Bell lo sostenía por el cuello hace unos momentos, Kedrick parecía estar bien.

"Haa...."

Si se tratara de un juego, se habría necesitado mucha conversación en este momento. Tal vez dramáticas auto-presentaciones de cortesía y un intercambio de saludos.

Pero fui directo al grano.

Estaba demasiado cansado para hablar.

"Vine a salvarte."

"...¿Qué? ¿Todo de repente?"

"Te mantuvieron cautivo aquí, ¿no?"

Señalé el grillete alrededor del cuello de Kedrick.

"Ah...."

Kedrick asintió. A diferencia de su cuerpo musculoso, su personalidad parecía mansa y dócil.

"¿Pero por qué el hombre que estaba aquí intentó matarte?"

"¿Eh? Oh, eso es.... No creo que estuviera tratando de matarme."

"...Hmm?"

Eso fue un poco inesperado.

Cuando lo miré con curiosidad, Kedrick rebuscó por todas partes con su grillete.

"Creo que sólo intentaba romper este grillete. Le dije que no podría hacerlo a la fuerza, pero siguió intentándolo. Casi me muero de asfixia."

"Uh... Aha. Así que eso es todo."

Sólo entonces me di cuenta de que Bell lo sostenía por el cuello con buenas intenciones.

... No debería haberlo hecho tan violentamente.

"Me desharé de él por ti. Por cierto, era un villano".

Hablé, señalando el lugar donde estaba Bell hace un momento.

"Oh, ya veo. Gracias, pero eso no será posible. Este grillete no puede ser destruido por medios normales. Tienes que matar a Krakoon y conseguir su llave".

Kedrick hizo su papel como NPC.

Eché un vistazo a la misión que me dio.

===
[La misión de Kedrick.]
[Sub-misión - Rescate]
[Rango - Medio alto]
[Objetivo: Infiltrarse en la oficina ubicada al final del Valle de la Oscuridad y matar a Krakoon o robar sus llaves y escapar.]
===

"No necesito hacerlo".

Sin embargo, agité la cabeza.

Con la Jefa así, no tenía intención de continuar la misión. Yo tampoco tenía la necesidad.

"Muéstrame tu cuello".

"¿Eh? No. Quiero decir, esto no es una cuestión de necesidad...."

"Está bien."

Dije, y saqué la [Llave Mística] de mi inventario.

En primer lugar, había elegido la Llave Mística para ahorrar tiempo en situaciones como ésta. Las misiones eran más divertidas cuando se destruía el proceso de una manera creativa y radical.

"¿Qué es eso?"

Kedrick abrió los ojos de par en par y ladeó la cabeza de una manera muy graciosa. No fue apropiado para un hombre con barba y con todo ese músculo.

"...Una llave."

Respondí suavemente y empujé la llave hacia el cuello de Kedrick. Kedrick parecía sorprendido, pero la Llave Mística se clavó en el grillete. Fue un contacto suave, como si hubiera puesto la llave en agua.

*Clic.

La llave que se había introducido en el grillete se detuvo en un momento dado.

En ese momento, giré la llave 180 grados.

*Click-

Este sistema de restricción desmontado cayó al suelo.

"¿Eh? Pero, ¿cómo...."

No había tiempo para disfrutar de su cara de sorpresa.

Hicimos una gran escena hace un momento.

Los demonios a cargo de este valle pronto vendrían corriendo.

"No tenemos tiempo. ¿Hay alguien más para acompañarte?"

"... ¡Oh, claro! Mi esposa también está encerrada aquí".

Kedrick empezó a correr hacia algún lado.

Llevé a la Jefa en mi espalda y lo seguí.


*


[Lv.3 Gremio de la Corte Real Inglesa]

"Este es el escondite de nuestro gremio."

*Click- Rachel encendió la luz.

Aunque no fuera glamuroso, el escondite bien organizado que apareció ante sus ojos tenía la apariencia de una casa privada.

"Hay algo llamado 'Sistema de Escondite' en Prestigio. Es un sistema que te permite ganar un aumento de estadísticas y varias mejoras si te quedas en el escondite durante un tiempo fijo. El nivel de los buffs depende del nivel del escondite."
  
Kim Suho, Jin Seyeon, Yi Yeonghan, y el hermano y la hermana de Fermun, siguieron a Rachel, quien estaba explicando el sistema.

"Nuestro escondite del Gremio de la Corte Real es probablemente uno de los cinco mejores escondite del Prestigio."

Rachel se enorgullecía sin pretensiones y buscaba sus reacciones. Kim Suho y otros miraban con interés.

"Hu, Huhu."

Se encogió de hombros con orgullo.

"Mm..... Es un buen escondite. Pero, ¿cómo llegamos al piso superior?"

Preguntó Jin Seyeon.

Como era de esperar, su objetivo parecía ser escalar la Torre.

"Si quieres llegar al cuarto piso, primero tienes que construir puntos de rendimiento."

Destruir las torres de control de los demonios les ayudaba a descubrir las estelas de cristal que conducían al cuarto piso, pero para entrar en el cuarto piso los jugadores necesitan algo llamado 'puntos de rendimiento'.

Los jugadores sólo tenían que superar un par de misiones comunes, así que no era tan difícil cumplir los requisitos.

"¿Puntos de rendimiento...?"

"Se entregan cada vez que se realiza una misión común. Deberías haber recibido una alerta del sistema con una lista de misiones comunes cuando compraste tu ciudadanía".

"Ah, esas. Así que sólo tenemos que matar monstruos. Suena divertido."

Jin Seyeon asintió con entusiasmo.

“….”

Rachel observó a su héroe de la infancia frente a ella.

Se había enterado de que Kim Suho y Jin Seyeon se habían reunido en el camino. No fue nada impactante. Estaban en el mismo ascensor que descubrió Kim Suho.

"...Oh y, a veces, el administrador Medea da misiones. Definitivamente deberían despejarlas. La recompensa es buena".

"Aha...."

Kim Suho, que había estado escuchando a Rachel, le preguntó a Jin Seyeon.

"¿Qué vas a hacer ahora?"

"Oh, ¿yo?"

Jin Seyeon sonrió.

"Primero me reuniré con la gente de la Asociación. Youngji y Junhyuk también están aquí."

Héroes de rango alto de la Asociación de Héroes, Seo Youngji y Oh Junhyuk.

Jin Seyeon los había añadido como amigos tan pronto como subió al ascensor del segundo piso. De ellos, escuchó algo interesante.

"... Quiero saber más sobre este 'Loto Negro'."

Jin Seyeon murmuró con una cara seria, nunca vista hasta ahora.

"Entonces, me iré ahora."

"U-Um."

Rachel inconscientemente agarró a Jin Seyeon que estaba a punto de partir.

Jin Seyeon sonrió e inclinó un poco la cabeza. Estaba preguntando por qué Rachel la había detenido.

Pero Rachel no pensaba nada en particular, así que sólo dijo esto.

"Te vi... en la televisión. Te vi hacer.... trabajos voluntarios."

"Oh, ¿eso? Soy un poco diferente a como aparezco en la televisión, ¿eh?"

Jin Seyeon se rascó la nuca tímidamente.

"La mitad es sólo fingir, y la otra mitad... soy un poco tímida frente a las cámaras. Jaja."

Se rió a carcajadas y se inclinó.

"De todos modos, ya me voy."

"Ah, sí. Fue un placer conocerte."

...Rachel pensó mientras miraba a Jin Seyeon.

Sólo la había conocido durante media hora.

"Por favor, vuelve cuando quieras. Puedo ofrecerte un lugar donde quedarte."

Pero durante esa media hora, se dio cuenta de por qué Jin Seyeon era admirada y respetada por los demás.

"Esas palabras son suficientes, Sub-líder Rachel."

No había ningún otro Héroe de rango Maestro en el mundo que usara un discurso tan cortés con un novato.

Rachel se conmovió una vez más con la despedida cortés de Jin Seyeon.


*


Pasaron muchas cosas, pero rescatamos a Kedrick y a Lirko. Las recompensas fueron el [Bolsillo Misterioso],[Espada Fantasma de Kedrick], y además el [Cofre del Tesoro] que Kedrick mantuvo escondido de Krakoon.

Juntos llegamos al tercer piso, Prestigio.

Originalmente eran residentes de Prestigio antes de ser secuestrados por los demonios, así que esta sería la primera vez que visitarían su casa desde hace mucho tiempo.

"...Estamos de vuelta otra vez."

"Correcto".

Pero no parecían muy felices.

Kedrick me miró y me explicó por qué.

"Verás, nuestra relación es un poco complicada. Yo era un herrero que trabajaba para el gobierno, y Lirko era la capitana del grupo de vigilantes del centro de la ciudad. No se nos permitiría intercambiar ni una mirada".

"... Ya veo."

Este fue el pasado de estos NPCs que yo no configuré.

Amor más allá del estatus y el dinero; era una historia de romance.

"Pero ya no tienes que preocuparte por eso."

"¿Qué?"

Lirko y Kedrick inclinaron sus cabezas.

"Prestigio ha cambiado mucho desde entonces."

Sólo habían pasado tres meses desde que llegué por primera vez a Prestigio.

Pero ese fue tiempo suficiente para cambiar la ciudad considerablemente.

Muchas cosas habían cambiado.

Primero, logré cultivar [Lv.3 Increíble maíz con sabor a carne] y [Lv.2 Arroz claro y limpio]. Los repartí entre los NPCs de forma gratuita o por un precio muy bajo.

Segundo, un distrito comercial se levantó alrededor de la Tienda Riry.

Como parte de la estrategia para parecer más de clase alta, la Tienda Riry no trataba con artículos de bajo precio. Así que los jugadores no tuvieron más remedio que vender sus cosas a los NPCs residentes. La Tienda Riry compró estos artículos a los NPCs e hizo pociones con ellos.

El resultado de este ciclo ha sido el siguiente.

"...Huh?"

Kedrick y Lirko miraron fijamente al Prestigio ante sus ojos.

Era sin duda un Prestigio diferente al que recordaban.

Residentes que trabajan como vendedores ambulantes, madres que regresan a casa con maíz en sus manos, padres que se dirigen a las granjas o a las minas para trabajar, y jugadores que caminan de un lado a otro.

Muchas cosas ya habían cambiado en Prestigio.

... Para que conste, al menos una cuarta parte de la tierra era mía. Invertí en tierra cada vez que ganaba dinero.

"Cambió mucho, ¿verdad?"

Sonreí y pregunté.

Kedrick seguía aturdido, así que Lirko respondió en su lugar.

"Sí, sí. Tienes razón. Creo que podríamos vivir felices sin tener que entrar en las paredes".

Dijo Lirko y miró a Kedrick. Pero Kedrick estaba demasiado ocupado mirando alrededor de Prestigio.

Lirko pellizcó ligeramente el costado de Kedrick. La cara de Kedrick se arrugó.

"¡Kuaaak-!"

...Tal vez no fue tan 'ligero'.

"Bueno, entonces, sígueme. Para pagarte por lo que he recibido, te dejaré quedarte aquí gratis."

"... ¿gratis?"

Traje a los asombrados Kedrick y Lirko a la casa que había preparado de antemano. El primer piso sería el taller de Kedrick, y el segundo piso sería la casa que usarían juntos.

"Por cierto, ¿no estás incómodo?"

Cuando íbamos para allá, Lirko me preguntó. Estaba mirando a la Jefa que estaba sobre mi espalda.

"Ah, no te preocupes, es muy ligera."

"Oh."

¿Estaba dormida o se desmayó?

De todos modos, con la Jefa inconsciente en mi espalda, seguí adelante.

"Estamos aquí."

Después de unos 10 minutos de caminata, llegamos a la casa-taller.

Lirko y Kedrick miraron con sorpresa.

"Es el taller de un herrero."

"Sí. También soy bueno para hacer cosas. Sólo el primer piso es el taller, el segundo piso es una casa normal".

Hice este lugar para utilizar la Destreza del Enano. No he tenido la oportunidad de utilizarlo.

"Por ahora, quédate aquí. Hablaremos más tarde.... Hay un niña llamada Kiri. Se la enviaré...".

"Ah, sí. Gracias."

"Gracias. Muchas gracias por ayudarnos".

"Oh, no te molestes. Ya tengo una compensación".

La sinceridad de su gratitud me hizo sentir un poco incómodo.

En cualquier caso, después de llevarlos allí, volví al escondite. Fue difícil caminar con la Jefa a mis espaldas. Era sorprendentemente voluptuosa.

¡Chirp...! ¡Chirp...!

Espartano corrió hacia mí en cuanto abrí la puerta.

Me dirigí hacia el dormitorio con Espartano a mi lado, y me acosté con la Jefa en la cama.

"Argh, ¿mi espalda...?"

Me asusté un poco.

No estaba seguro cuando se despertó, pero estaba despierta.

"Ah, cielos. Jefa, ¿cuándo se despertó?"

"...Hace unos 5 minutos. ¿Estoy tan pesada?"

Preguntó la Jefa.

"No. Tú eras ligera."

Sonreí y la cubrí con una manta. La Jefa resopló con incredulidad.

"Acabas de decir que soy pesada."

"En vez de eso, tengo muchas cosas que quiero preguntarte. Has hecho un gran alboroto hoy. Nuestro plan casi sale mal".

La Jefa sólo movió los ojos y me miró. Parecía bastante avergonzada y arrepentida.

"Pero tengo la sensación de que no me lo dirás aunque te lo pida, así que por ahora te dejaré descansar."

Dejando la exploración del Reino de los Demonios para otro momento, me levanté.

*Clic.

Apagué la luz y estaba a punto de salir de la habitación.

"Hajin".

La Jefa me llamó.

Volví a mirar hacia la cama.

La Jefa, tumbada en la cama, murmuró.

"... No puedo mover mi cuerpo."

"...¿Queeé?"

Corrí hacia la Jefa.

¿Fue el agotamiento del poder mágico? Estaba parpadeando, mirando al techo.

"...¿Es el agotamiento del poder mágico?"

"Sí. No puedo moverme en absoluto."

En ese momento...

*Growl-

De repente, un sonido estruendoso salió del estómago de la Jefa.

“….”

“….”

Nos observamos durante un momento.

Después de permanecer sin hacer nada durante unos cinco minutos....

"...¿Tienes hambre?"

Yo pregunté primero.

"...Sí."

Ella contestó avergonzada, y añadió una palabra.

"...Lo siento."

No hay comentarios.:

Publicar un comentario