DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

viernes, 7 de diciembre de 2018

SOTR Capítulo 1380: Ciudad Fuego de Píldora se Somete

SOTR Capítulo 1380: Ciudad Fuego de Píldora se Somete



El Emperador Pillzenith no podría haber imaginado una inversión tan dramática de las circunstancias. ¿No debería su hijo estar en Ciudad Fuego de Píldora en este momento, protegido por innumerables expertos? ¿Por qué había aparecido aquí, inexplicablemente, en las manos de ese cobarde Jiang Chen nada menos?

¿Estoy alucinando? ¿O tal vez Jiang Chen había encontrado a un inocente doppelganger y lo había vestido a la misma imagen de su hijo? Sin embargo, una mirada más cercana reveló que era bastante probable que fuera Tian Lin en persona y no una falsificación.

La cabeza del emperador Pillzenith giró. Su ambición no pudo evitar que se asustara. Las tablas se habían volcado varias veces y aún no podía aceptar la realidad. Los otros grandes emperadores de Fuego de Píldora estaban tan pasmados como él.

¿Por qué el joven maestro Tian Lin estaba en manos de Jiang Chen?

Había despedido a su padre personalmente al salir de la ciudad. Cada emperador de Fuego de Píldora había presenciado esto en persona. ¿Ese niño había capturado al joven maestro Tian Lin en el camino después de dejar la Secta Dios de la Luna, cuando pasaba por Ciudad Fuego de Píldora?

¡Qué pensamiento tan absurdo!

Si Jiang Chen había tomado el desvío a Ciudad Fuego de Píldora, ¿por qué no había noticias desde allí? Eso suponiendo, por supuesto, que tenía la capacidad de capturar al joven en primer lugar. La sincronización no tenía sentido.



Había pasado mucho tiempo desde la emboscada de Jiang Chen. La gente que habían enviado a la Secta Dios de la Luna para atrapar a Xu Qingxuan ya había regresado. ¿Por qué no había habido ningún mensajero de Ciudad Fuego de Píldora si algo realmente hubiera sucedido?

Aunque Pillzenith había sido un gallo presumido un momento antes, el acto crítico de Jiang Chen lo desinfló como un globo. Su garganta gorgoteaba, incapaz de aceptar lo que estaba viendo. La mente del emperador estaba completamente en blanco. ¿Cómo había capturado Jiang Chen a su hijo?

¡El tiempo no coincidió en absoluto!

Puede ser ... De repente, el cerebro del emperador Pillzenith zumbó. Un pensamiento aterrador cruzó por su mente. ¿El niño dejó la residencia a mitad de camino? ¿Puede ser que visitó Ciudad Fuego de Píldora y advirtió también a la Secta Dios de la Luna?

Una mirada de horror cruzó el rostro del emperador.

Si ese era el caso, el chico era una fuerza real a tener en cuenta. El emperador Pillzenith se llenó de pesar. ¿Por qué había tramado tan descaradamente dentro de la residencia? ¿Por qué no había evitado revelar información?

No importaba lo que estuviera pensando en este momento. Él podría hacer muy poco para ayudar a la situación. El corazón del emperador Pillzenith ardía con un fuego imprudente cada vez que sus ojos pasaban por encima de su hijo colapsado.



Le fue difícil abrir la boca después de la dureza de sus palabras anteriores.

¿Se suponía que él debía rogar? El emperador no lo haría si alguien lo matara.

¿Tomar una postura de línea dura hasta el final? Si lo hiciera, Jiang Chen realmente podría cortar en pedazos al joven maestro Tian Lin. El emperador Pillzenith se quedó sin ideas y desesperado.

El emperador Pico Alto se sintió bastante culpable. Después de todo, él había sugerido que Xu Qingxuan fuera capturada. El hecho de que el joven maestro Tian Lin estuviera en manos de Jiang Chen significaba que el joven señor tenía una mano en los signos vitales de su señor.

¿El Emperador Pillzenith eliminaría su ira contra el estratega? El emperador Pico Alto no podía imaginar lo que sucedería. ¿Es realmente una buena idea oponerse a este chico?

¿Realmente Ciudad Fuego de Píldora tuvo que luchar a muerte contra Jiang Chen?

El emperador Pillzenith tenía el rostro ceniciento. No se atrevió a lanzar una sola amenaza de todas las que estaba pensando. Cualquier provocación innecesaria significaba que el Jiang Chen de sangre caliente podría matar al joven maestro Tian Lin de inmediato.



Miró al Emperador Pico Alto a través de su visión periférica. El gesto hizo pensar a Pico Alto en el hecho de que el Emperador Pillzenith estaba interesado en conceder.

No fue un tipo de concesión permanente o honesta, sino una impulsada por las circunstancias. La muerte del joven maestro Tian Lin a manos de Jiang Chen sería un desastre absoluto.

Después de recibir la sugerencia del emperador Pillzenith, Pico Alto gritó en voz alta: "Jiang Chen, las únicas hostilidades que existen son entre Fuego de Píldora y Veluriyam. Involucrar a los inocentes va en contra de los principios comunes de moralidad y rectitud, ¿no?"

¿Moralidad y rectitud?

Jiang Chen se echó a reír. "He visto a mucha gente desvergonzada, ¡pero definitivamente son la crema de la cosecha! Tu eres el que sugirió a Pillzenith capturar a Xu Qingxuan, ¿correcto? ¿Qué? ¿Es Ciudad Fuego de Píldora la única parte autorizada para usar técnicas tan poco autorizadas? ¿Está prohibido de alguna manera un contraataque en términos similares?"

La cara de Pico Alto coloreada de vergüenza e incertidumbre. No tuvo buena respuesta a la acusación. Sabía que nada de lo que dijera sería particularmente útil.



"Está bien, Jiang Chen! Tu intelecto ha triunfado este día. ¡Ciudad Fuego de Píldora admite la derrota! ¿Por qué no perdonar y olvidar? Dime, ¿qué tenemos que hacer para que liberes al joven maestro Tian Lin?"

No quería usar ninguna palabra abrasiva. Cualquier provocación contra Jiang Chen significó que la muerte del joven maestro Tian Lin era posible. Si las cosas llegasen a eso, el Emperador Pillzenith lo despreciaría de por vida.

Los expertos de las otras sectas estaban igual de deprimidos. Si el hijo del emperador Pillzenith estaba en manos enemigas, era un estrangulamiento sobre el pulso de la ciudad. ¿Cómo se suponía que iban a luchar contra Jiang Chen o Capital Veluriyam ?

El ataque a Capital Veluriyam probablemente se abandonó, a menos que el emperador Pillzenith estuviera dispuesto a sacrificar a su hijo como preámbulo. Por desgracia, todos los presentes sabían que el joven maestro Tian Lin era el hijo predilecto del Emperador Pillzenith. Además, el emperador también tenía grandes esperanzas para él.

Incluso Long Baxiang de la Secta del Dragón Celestial no se atrevió a hablar. Sabía muy bien cuánto valoraba Pillzenith a este hijo suyo. Si la Secta del Dragón Celestial fue la responsable de la muerte del joven, Fuego de Píldora instantáneamente se convertiría en la secta enemiga por sobre Veluriyam.

Aunque el señor de la Capital Celestial Eterna deseaba profundamente matar a Jiang Chen en el acto, las circunstancias ante él le dijeron que eso ya no era realista.



El Palacio del Río Empíreo y el Templo del Acorde Sublime eran aliados de Ciudad Fuego de Píldora, para empezar. Era completamente comprensible para ellos no meterse con el hijo del Emperador Pillzenith considerando su estatus y el suyo propio.

El ambiente se volvió bastante extraño.

Que casi treinta grandes emperadores fueran engañados por un solo joven deprimió bastante a todos los emperadores de Fuego de Píldora. Ninguno de ellos estaba satisfecho con la situación actual.

Jiang Chen sonrió. "¿Dejarlo ir? ¿Crees que solo voy a dejar ir a mi presa duramente ganada? ¿Solo así? ¿Dejarías que alguien de Veluriyam se fuera así?"

La retórica de Jiang Chen detuvo toda respuesta posible. Si estuvieran en su lugar, aprovecharían al máximo a una Xu Qingxuan capturada para chantajear a Jiang Chen sin fin. No había manera de que la hubieran dejado ir. Simplemente amenazar a Jiang Chen era suficiente uso. Al revés de eso, Xu Qingxuan desaparecida, el joven maestro Tian Lin atrapado en las manos de Jiang Chen, provocó una sensación de absurdo en todos los expertos de Fuego de Píldora.

Incluso el tradicionalmente inteligente Pico Alto, maestro de cien estratagemas, no sabía qué decir. ¿Qué podría incluso hacer en este lugar? ¿Era posible forzar a su oponente a retroceder jurando venganza y escalando?

Sin embargo, en realidad no podía hacer nada.



"Tienes ventaja, Jiang Chen", suspiró Pico Alto. "Puedes estar tan orgulloso como quieras. Sin embargo, debes saber muy bien que, aunque el joven maestro Tian Lin es una buena carta para jugar, gran parte de su valor está determinado por la forma en que lo uses. Si lo haces mal, una batalla a muerte entre los dos gigantes no es necesariamente para tu beneficio ".

"¿A muerte?" Jiang Chen se rió. "¿No era eso lo que estabas planeando? Estoy cumpliendo tus deseos, ¿verdad? "

Esta fue una bofetada resonante para ambos emperadores. El golpe verbal les picó la cara, y ambos hombres querían encontrar una fisura profunda para sumergirse.

"Jiang Chen, todavía no estamos en ese punto. Debes saber que si Fuego de Píldora y Veluriyam luchan hasta la muerte, es extremadamente probable que tu ciudad sea completamente destruida. ¿Realmente quieres que eso suceda? Si liberas al joven maestro Tian Lin, podemos discutir una alternativa ".

Pico Alto estaba tratando de ganarse a Jiang Chen a través del razonamiento. Quería que el joven siguiera lo que percibía como el flujo.

Jiang Chen no creyó ni una palabra de eso. "Aclare sus hechos, viejo. En primer lugar, Veluriyam no tiene miedo de Fuego de Píldora ni un poco. Tu ejército de labor se mantiene unido solo por beneficio mutuo. No tienes ningún principio unificador detrás de tus fuerzas. Una alianza así es más frágil que el cristal. En segundo lugar, Fuego de Píldora fue el instigador de este esquema de secuestro familiar. ¡Solo estoy devolviendo el favor, como debo hacerlo! Por último, debes corregir tu actitud si quieres una alternativa. ¿Me veo como que me importa?"


En verdad, Jiang Chen no tenía ningún interés en ninguna alternativa excepto la guerra. Aún así, su propia razón le dijo que el conflicto total con Fuego de Píldora inmediatamente era mucho menos ventajoso para Veluriyam.

Aunque Ciudad Fuego de Píldora era un grupo de mestizos, ésta y las cuatro sectas de primer rango presentaban una combinación sorprendentemente potente. Jiang Chen no estaba asustado, pero el resto de Veluriyam no necesariamente estaría de acuerdo.

Ahora no era un buen momento para la guerra. Sin embargo, su dominio sobre el joven maestro Tian Lin significaba que él tenía la iniciativa.

Pico Alto suspiró. "La actitud de Ciudad Fuego de Píldora está aquí. Solo pedimos la seguridad del joven maestro Tian Lin. Ciudad Fuego de Píldora puede perdonar todas tus ofensas anteriores, dado eso ”.

¿Perdonar todas las ofensas anteriores?

Jiang Chen rió internamente. Él y Fuego de Píldora querían cosas drásticamente diferentes. La conspiración del emperador Pillzenith detrás de la desaparición del emperador Peafowl no iba a ser olvidada tan fácilmente.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario