DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

jueves, 6 de diciembre de 2018

RGE Capítulo 39 - Riqueza


Sun Dazhu asintió con la cabeza y dijo, “Puedes quedarte con esta ficha. Te permitirá entrar y salir libremente de este jardín. Pero recuerda, no puedes tocar ninguna de las hierbas sin mi permiso.”

Wang Lin asintió. Sabía que a Sun Dazhu no le gustaba, pero viendo cómo él había alcanzado ya la tercera capa, Sun Dazhu al menos lo reconoció como un discípulo. Wang Lin respetuosamente se fue.

No mucho después, llegó al pabellón de la espada en el patio principal. Estuvo aquí hace muchos años, y estar aquí de nuevo le hizo recordar la escena de aquel entonces.

Fuera del pabellón de la espada se sentó un discípulo de blanco. Parecía que tenía treinta años y era un poco gordito. Wang Lin no lo reconoció, por lo que parecía que no participó en el entrenamiento intenso.

Miró a Wang Lin y exclamó, “Hermano menor, solo estás en la tercera capa. ¿Qué estás haciendo aquí? Este es un lugar en donde solo los discípulos de la cuarta capa o superior pueden entrar.”

Wang Lin permaneció en silencio. Sacó la ficha que le dio Sun Dazhu y la arrojó.

Después de que el gordo discípulo recibió la ficha, su rostro se volvió extraño, como si estuviera tratando de contener una sonrisa. Pronto, no pudo contenerla más y se echó a reír. “Parece ser la tradición del hermano mayor Sun. Me había olvidado de esto. El hermano mayor tiene la tradición de que cada vez que hay una competición contra otra secta, a él le gusta mostrar una espada voladora.”

Wang Lin se avergonzó, especialmente pensando en la expresión seria de Sun Dazhu antes. Sonrió con cautela.

El gordo rio durante un largo rato. Forzó su risa y agitó su mano diciendo, “Hermano menor, puedes irte. Recomiendo la espada 3 de la derecha. Esa espada voladora es realmente increíble. La primera vez que la vi. Pensé que era la espada voladora más increíble en la región de Zhao.”

Wang Lin rápidamente le agradeció al hombre y se dirigió hacia el pabellón. Cuando estaba a cinco metros de distancia, de pronto detectó ondas de energía en el pabellón, aparentemente tratando de evitar que entrara.

Al ver esto, el hombre gordo se dio cuenta de que olvidó apagar la formación alrededor del pabellón. Quería decirle a Wang Lin, pero justo cuando iba hablar, de repente se detuvo como si hubiera una espina de pez atascada en su garganta. Sus ojos se agrandaron y miró a Wang Lin con una mirada incrédula.

Wang Lin sintió la resistencia y recordó la vergüenza de aquel entonces. Resopló y se mantuvo avanzando, cinco metros, cuatro metros, tres metros, dos metros, ¡un metro!

A pesar del aumento de la resistencia, no pudo ser capaz de detener a Wang Lin y fácilmente entró en el pabellón de la espada. Después de entrar a la habitación, usó su sentido divino y descubrió que la habitación en la que estaba actualmente era muy extraña. Parecía que su sentido divino estaba restringido a solo tres metros de distancia.

El gordo se levantó inmediatamente con una expresión de asombro en su rostro. Era el discípulo a cargo de administrar el pabellón de la espada, por lo que conocía el poder de las transformaciones muy bien. Sin mencionar a los discípulos internos, pero muchos de los ancianos no pudieron forzar su entrada justo como Wang Ling lo hizo.

“¿Está rota la transformación?” El gordo no podía creer lo que acababa de pasar. Cree que la formación tenía que romperse, por lo que se movió para probarlo él mismo.

Justo cuando entró en el rango de cinco metros, sintió una fuerte presión que lo hizo sentir como si fuera una hoja en el mar turbulento. Fue expulsado sin piedad. Su cuerpo voló e hizo un arco al caer. Tosió unos cuantos bocados de sangre después de caer al suelo. Después de un largo rato, recobró los sentidos.. Su rostro estaba lleno de miedo. Exclamó, “¡No… no está rota!”

Wang Lin entró fácilmente en la habitación. Una vez dentro, vio que había muchas espadas voladores de varias longitudes, todas liberando poderosas intenciones de espada.

Wang Lin escaneó cada espada una por una sin detenerse, hasta que finalmente vio la espada que el hombre gordo dijo que era la espada de aspecto más sorprendente en la región de Zhao.

Después de verla, Wang Lin se quedó sin habla. Realmente podría ser considerada la espada voladora más sorprendente.

Tenía dos palmas de anchura, un metro de largo, y todo el cuerpo brillaba con una luz dorada. La razón de la luz dorada no era porque se trataba de una espada con un hechizo mágico, la luz dorada estaba allí porque toda la espada estaba cubierta de oro.

Tampoco pienses que ese oro estaba allí solo para esconder alguna espada increíble, solo era hierro regular.

En el mango había dos grandes diamantes, e incluso la borla de la estaba hecha de finas tiras de oro.

En resumen, sacar esta espada para mostrársela a la gente realmente los sorprendería, y quizá les haga pensar que era una espada increíble.

Wang Lin se frotó la barbilla. Él es realmente optimista sobre la espada. En todo caso, al menos si alguna vez necesita necesita dinero en el futuro, puede venderla por un montón de dinero.

En la espada voladora había un cartel que decía, “El nombre de esta espada es Riqueza. Fue hecha por un anciano de la secta hace 500 años y se dice que tiene un poder inimaginable. Pero en realidad, esta espada ha estado rota y reconstruida muchas veces. Sin embargo, debido a que el anciano había hecho mucho por la secta, si última voluntad fue dejar la espada aquí con la esperanza de que alguien adecuado la encontrara en el futuro.”

“Quien elija esta espada debe tratarla bien. Si se rompe, debe ser reparada de inmediato. ¡Si se vende, entonces la persona que la vendió será expulsada de la secta!”

Wang Lin no podía contener su risa. Cogió la espada y dijo, “Te elegiré entonces, pero yo, Wang Lin, soy un hombre pobre, así que si te rompes, ¡no esperes que te vuelva a armar!”

Después de guardar la espada voladora en su bolsa, salió de la habitación. El hombre gordo parecía nervioso. En lugar de la risa burlona de antes, respetuosamente se despidió de Wang Lin.

El sentido divino de Wang Lin estaba restringido dentro del pabellón, así que no vio lo que le sucedió al hombre gordo, por lo que se sorprendió de por qué el hombre gordo se pronto se volvió tan respetuoso.

Después de regresar al jardín de Sun Dazhu, Wang Lin sacó la espada. Sun Dazhu estaba atónito, y después de murmuran un rato, miró pensativamente a Wang Lin y dijo, “Cuando vi antes esta espada, no tuve las agallas para tomarla. Bueno. Lleva esta espada contigo a la competencia en tres días y preséntala a los ancianos.”

Tres día después, la campana en la Secta Heng Yue sonó nueve veces. Se hizo eco durante un largo tiempo a través de la montaña. La cabeza, todos los ancianos, y muchos discípulos estaban fuera del salón principal.

Vieron aparecer un punto negro en el cielo. El punto negro se acercó más y más a ellos, hasta que vieron que había un ciempiés de mil pies de largo. El ciempiés era completamente negro. Parecía pisar nubes negras mientras rugía con estruendo hacia ellas.

Todos los discípulos internos de la Secta Heng Yue respiraron profundamente y sus ojos se llenaron de miedo. Algunas de las caras de las discípulas se pusieron pálidas y sus piernas se debilitaron.

¿”Cuál es el problema” Aunque este ciempiés de mil pies de largo da miedo, si todos aquí lo golpean con una espada, ¡todavía morirá!” Gritó el hombre de cara roja la lado de la cabeza de la secta. Su voz era muy alta. Parecía que quería que la gente en el ciempiés escuchara.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario