DevilNovels - Tus Novelas en Español

Devilnovels, Against the gods online español, Tales of Demons and Gods, Sovereign of the Three Realms, Legend of the Dragon King

Si te gusta la página, por favor desactiva adblock para ayudarnos.

lunes, 11 de junio de 2018

COS Libro 1, Capítulo 38

Enterrando la niñez



Las velas finalmente se quemaron, y la habitación descendió a la oscuridad. Después de pasar esa tormenta en una escala que ella nunca había experimentado antes, haciendo conocer sus preocupaciones y sueños, Erin comenzó a sentir olas de fatiga golpeándola. Sus párpados se volvieron pesados ​​como plomo, y finalmente pudieron cerrarse sin resistencia.


El sueño no fue nada pacífico, plagado de muchos sueños extraños. La mayoría de ellos eran imágenes sin sentido y grotescas, pero había un sueño que hizo que su corazón se saltara un latido. En ella le debía a Richard una gran cantidad de dinero, y el venía todas las noches a cobrar la deuda. Cada noche él "cobraba" una cantidad de veces, pero la deuda continuaba creciendo como una bola de nieve ...


Cuando abrió los ojos una vez más, Erin fue saludada por la vista de un techo familiar. Las cortinas que habían sido estiradas y aplastadas vigorosamente la noche anterior, aún no estaban cerradas correctamente. Una tenue luz cayó desde la ventana, lo que significaba que era mediodía en el mundo exterior.


Sobresaltada, ella se sentó rápidamente. Se había acostumbrado a un horario repleto para poder aliviar sus deudas aunque fuera un poco, y nunca había habido un día en que se hubiera quedado dormida. Una vez que se sentó, recordó abruptamente: ¿dónde estaba Richard?


La cama estaba vacía de cualquier otra persona, y del lado de Richard había un trozo de papel que parecía extremadamente familiar en estilo y formato.




Este fue un recibo, un cheque de 31.600 monedas de oro firmado por el propio Richard. Incluso una vez que pagó sus deudas, esta cantidad le permitiría a Erin vivir extravagantemente en la frontera durante tres años.

La gran suma que representó le dio un gran valor a esta delgada hoja de papel. Sin embargo, incluso mientras se aferraba a esta carta que cambiaría su destino, el corazón de Erin se llenó de una vacía desolación. Las lágrimas corrían por su rostro en grandes gotas, incapaces de detenerse.


---------



Una delgada capa de nubes se había reunido sobre la Bahía del Tempano de Hielo, y la luz del sol que de vez en cuando pasaba a través de ella daba a las ondas cristalinas del gran mar una pizca de brillo. La superficie puede haberse descongelado, pero aún había algunos icebergs dispersos que brillaban bajo la luz del sol.

Los cielos todavía estaban oscuros por la falta de sol y los vientos extremadamente fríos. Un vendaval paso por los bordes de la larga túnica de Richard, lo que permitió que entrara el frío y el joven tembló.


Richard estaba de pie junto al mar, un acantilado a pocos metros frente a él que bajaba directamente al agua. Las olas se estrellaron contra las rocas escarpadas ocasionando salpicaduras gigantescas en ocasiones, algunas de las olas llegaron a los lados de sus pies a pesar de que el acantilado era alto y empinado. Había que saber que Richard estaba a unos veinte metros del mar; las aguas aparentemente tranquilas de vez en cuando explotaban con una fuerza impactante.


La 'roca' debajo de sus pies era un arrecife oscuro, muchas grietas profundas en el interior debido a la constante erosión de las olas y la brisa del mar. Pequeñas flores blancas crecían a los lados de la roca, una vista común en la Bahía del Tempano de Hielo. El ceciliano tenía la tenacidad de crecer en cualquier ambiente, presente durante todo el año, incluso en el norte, donde la temperatura era inferior a diez grados la mayor parte del año. Las flores yacían congeladas en el hielo por la noche, pero una vez que se derritieran levemente, crecerían ramas y hojas frágiles, brotando de vida.




Richard vagaba sin rumbo, de vez en cuando inclinándose para recoger una de las flores. Él había reunido un ramo entero en poco tiempo; incluso si las flores no parecían hermosas, cuando se amontonaban juntas su pureza natural las hacía lucir hermosas. Luego subió una pequeña colina, y llegó a una vista amplia que le permitió ver la curva del horizonte de la bahía. Detrás de él estaba el majestuoso Deepblue.

La brisa del mar le soplaba en la cara, fría y húmeda. Las grandes olas gritaron en un tono bajo, pero nadie podía decir lo que estaban diciendo.


Richard se inclinó y comenzó a cavar en la tierra fría con los dedos, creando un pequeño hoyo. Luego colocó el ramo de flores dentro y lo enterró suavemente. De repente se sintió mucho más relajado cuando se levantó de nuevo. Frente a la brisa del mar, tomó una respiración profunda de los vientos fríos. En este momento, sintió que incluso el fuerte olor a pescado mostraba la enorme magnificencia de la Bahía del Tempano de Hielo...


Se giró para irse, con su túnicas mágica oscura ondeando al viento. Enterrado en esa colina estaba la inexperiencia, la pureza y los hermosos sueños de un joven ...


De vuelta en el Deepblue, Richard regresó a los lugares con los que estaba más familiarizado. Una vez más comenzó su apretada agenda que cualquier espectador encontraría agobiante. Erin, Minnie, Loro Sangriento y Steven ... si se prepararan las pistas, la verdad del asunto saldría, y Richard creía que Sharon y los grandes magos podrían verlo si el pudiera. Richard no tenía intenciones de tomar la iniciativa y preguntar cómo lidiaban con el asunto, preparado para olvidar todo y sumergirse en su exploración de la magia.




En este punto, el joven entendió que cada paso que daba era un gran golpe para oponentes como Steven y Minnie. El camino para convertirse en un maestro de runas era difícil, y solo una persona en el Deepblue podía atravesarlo. Esta fue una batalla en la que nadie podía darse el lujo de renunciar.

En muchas situaciones, la fuerza solo tenía significado cuando se comparaba. Cuanto más poderoso era uno, más débiles estarían sus oponentes en relación. Richard ahora entendió que la velocidad de su mejora en los diversos dominios de la magia haría que otras personas resueltas fueran sofocadas y sintieran desesperación.


Una conspiración teñida de sangre desapareció gradualmente en el polvo de la historia, como si nada hubiera sucedido nunca. Ni siquiera un rastro de un rumor sobre la noche había aparecido en el Deepblue. Ningún aprendiz de Sharon había enfrentado el asesinato, y los magos ejecutores nunca habían salido para mantener la paz. Nadie se dio cuenta de las marcas de las llamas en las profundidades de ese callejón, como si eso fuera simplemente más vandalismo echo por un vagabundo aburrido.


Por supuesto, tenía que haber consecuencias. De hecho, las consecuencias de esta conspiración fueron nefastas, pero la información solo se limitaba a un pequeño número de personal relacionado. Los corredores de información siempre estaban atentos, y sabían muy bien qué se podía vender y qué maldeciría sus vidas. Si los superiores del Deepblue aún no habían concluido un incidente, entonces no existía. Naturalmente, no se vendería.




Desde la noche en que perdió contacto con Loro Sangriento, Steven se sintió extremadamente incómodo. La rutina diaria de Richard era tan precisa como la de una máquina, y todos los aspectos de la trampa se habían arreglado impecablemente. Si el pez no mordió el anzuelo, entonces algunos otros planes comenzarían inmediatamente.

Las cosas habían comenzado muy bien, y todo había ido según lo planeado, hasta la hora programada en que Loro Sangriento había enviado una señal de que el objetivo había entrado en la zona de asesinato.


Lo que vino después fue la parte de la que Steven estaba más orgulloso en este plan. Loro Sangriento había objetado una vez, diciendo que el plan estaba bien pensado e hizo un gran uso del terreno, pero incluso si impedía que alguien interfiriera en el asesinato por accidente, necesitarían  siete personas para ejecutarlo. El objetivo era un simple mago novato de rango 3, mientras que todos ellos eran asesinos por encima del rango 10; solo una sola persona podría cuidarlo. Incluso sin los altos costos de usar tanta gente, tener tantos asesinos infiltrándose en el Deepblue en un corto período de tiempo también fue problemático. Sin embargo, al final, el lado de Loro Sangriento todavía aceptó esto, porque el que repartió el dinero era el jefe.


Basado en el estilo de matar de Loro Sangriento en un ataque y este plan que se había percibido como excesivamente bien pensado, tres minutos fueron suficientes sin importar cuán cauteloso fuera el objetivo.




Tres minutos era el momento perfecto para saborear un poco de vino tinto, razón por la cual Steven se había servido un vaso de vino fuerte y envejecido. Se sentó junto a la ventana, admirando el paisaje nocturno de la Bahía del Tempano de Hielo, arremolinándose el vino y bebiendo lentamente. Tenía que decirse que no importaba cuán terrible fuese o cuán malvadas fueran los enanos grises, el vino que elaboraron era de gran calidad. Steven había sido extremadamente paciente y muy seguro. Cuando se trata de un oponente como Richard, nunca fue excesivo ser cauteloso. Loro Sangriento era una simple asesina, entonces, ¿cómo podía saber el principio de un león usando todas sus fuerzas para atrapar incluso a un conejo?
( a todo esto es rara la traduccion porque usan wine que significa vino, y despues ponen ale que significa cerveza, asi que le cambie todo a vino y ya xD)

Pronto vio el fondo del vaso de vino, pero no hubo noticias. Él frunció el ceño ligeramente, pero continuó sentado en su lugar mientras Minnie le servía su segundo vaso. Esa vez, estaba casi medio lleno.


El vino fuerte de los enanos grises era más fuerte que el brandy de los humanos, y medio vaso era suficiente para emborrachar a una persona con una tolerancia promedio. Por eso Steven no bebió demasiado rápido. Loro Sangriento era una persona prudente y tenía que limpiar cuidadosamente el área, sin dejar rastros. Este no fue un pequeño problema. Si esto fuera expuesto, Steven no tenía idea de cómo manejarlo.




¿Usando a su familia y padre? Eso no fue completamente posible. La maga legendaria ya había usado sus acciones para demostrar que no le tenía miedo a los anti magos de las sombras, y el Duque Solam inesperadamente le había donado una gran cantidad de dinero. Eso solo dijo mucho sobre los resultados de la batalla entre las leyendas.

Sin embargo, si el lo lograba y no lo atrapaban, la situación cambiaría por completo. Nadie sospecharía de un maestro de runas talentoso por el bien de la persona muerta. En cuanto a los Archerons, su propia familia trataría naturalmente con ellos. Como se había ocupado de una estrella en ascenso, la asamblea familiar probablemente le daría un gran mérito.

Loro Sangriento había traído un total de seis personas. No importa cuán meticuloso fue uno, usar seis para matar a un mago novato no requirió más de diez minutos. Diez minutos era el momento perfecto para saborear lentamente medio vaso de alcohol fuerte.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario